Colaboraciones Especiales

Aquí voy introduciendo textos, imágenes, ensayos o cualquier otra cosa utilizada en el blog, que hayan sido expresamente creadas o realizadas por otras personas para publicarse en Placeroral. 

  • Quiero agradecer en primer lugar a Aker Hodei, (click aquí) su entusiasmo e ilusión altruista. Me ha hecho ilusionarme y recargarme de energía para continuar con esto, que aunque pueda parecer algo trivial, me quita mucho tiempo. 

Gracias Aker H. 

Espero que tu colaboración sea placentera para los dos y nos enriquezca y nos haga mejores. 

Gracias de corazón. 

Gracias de corazón.

   
 

Gracias de corazón. 

  

  • Agradecimieno infinito a Marmayan por este precioso relato que tanto me excitó cuando me lo envió y que tanto me invita a soñar cada vez que lo leo. Muchas gracias Chiquilla:

“No llego, no llego….Era mi pensamiento mientras iba a su encuentro. Como el conejo de Alicia, miraba nerviosa el reloj.

Siempre odié llegar tarde, pero ese día era irremediable tras un cúmulo de despropósitos. Cuando por fin alcancé mi destino estaba acelerada, nervios, prisa, ansia….y allí estaba, recibiendome con su mejor sonrisa y aire despreocupado…me relaje con el primer beso, y me sonroje por dentro….mmmm…cómo notaba crecer mi deseo con sólo un roce, con sólo su olor…

…”Vamos, tenemos mesa a las 21:30”, me susurró. Juntos recorrimos a buen paso no se que calles de no se qué Madrid. Yo no las veía. Mi mano en su bolsillo trasero palpaba sus firmes glúteos modelados para mi disfrute…cómo quería morderlos. Mi hambre crecía…también las ganas de cenar con él

Disfruté de cada plato y aun más entre cada manjar que servían, mientras nos comíamos a besos….deseé que tanto comensales como servicio se desvaneciesen para disfrutar su sexo allí mismo…dar un trago de tequila y sal de gusano y removerlo en mi boca con su…con mi juguete favorito…emborracharme en su disfrute y sus sabores

 Montarme a horcajadas y cabalgar a galope sobre él… ¡Que viva Zapata!

Pero Federico aun estaba allí, atento a muestras necesidades confesables y resuelto a darnos sus platos y consejos. Tragué saliva y respiré hondo para darme aire sereno, mientras mis piernas temblaban bajo la mesa.

De vuelta al coche paseamos por un Madrid mágico al abrigo de los árboles, comiendonos a besos en cada “rojo”. Los semáforos parecían haberse confabulado para darnos esos pequeños momentos de deleite…chupitos de deseo que humedecian mi sexo y endureciam su…mi juguete favorito.

Solo un policía de ronda pudo evitar que nos poseyesemos al llegar al coche, sin importar indiscretas miradas o pudor alguno. Subimos al coche y nos marchamos, tras el saludo y sonrisa lasciva del polizonte…metía primera y mi corazón empezó a bombear con fuerza, segunda…pumpun , pumpun…tercera…pumpun, pumpun, pumpun, cada vez más rápido. Con la cuarta ya no me contuve, desabroche su cinturón ante su gesto atónito y encantado, y liberé a su prisionero de la cárcel de sus pantalones….

Mis labios le abrazaron con deleite, saboreando en cada succión mientras mi lengua jugueteaba traviesa con su glande.

No pudo haber mejor postre para esa magnífica cena. Quería más, repetir, recorriendo arriba y abajo, degustando al reo ya libre…y lo hice, vaya si lo hice. Lami con deleite cada centímetro erecto de aquel jugoso fruto…y mi fruta fue madurando también, humedeciendose en su jugo. El sonreía encantado con el juego y yo jugué hasta que terminó la carretera y nos ví a la puerta de mi casa.

Allí hicimos real el sueño del restaurante…Le monté, me embistió…continuamos un baile que empezó mucho antes, al encontrarnos. Bailamos bien pegados, bailamos fuerte y lento. Queríamos fundirnos en uno con furia y sudor, y lo conseguimos…. Un estertor mutuo inició el orgasmo común y nuestros jugos se encontraron sellando el encuentro con gemidos profundos, casi clamorosos que rompieron al unísono el silencio de la noche…”

  • Agradecimiento a Ana por su precioso relato.

Había quedado con Marina para visitar el acuario. Me llamó para decir que llegaría tarde. Por una vez no era yo el que se retrasaba.
Me senté a esperarla mirando el más grande de los tanques de agua. En perfecto silencio observé los suaves movimientos de los peces que estaban en su interior.
Justo en ese momento en la parte izquierda, tras el grueso cristal apareció primero ondeando una larga melena rubia,y seguida de ella una preciosa cara de mujer.
Qué suerte tengo! La estupenda rubia va a dar de comer a los peces y yo podré disfrutar del espectáculo. Me llamó la atención que lo hiciese sin necesidad de botella de oxígeno.
Mi sorpresa fué mayúscula cuando tras la cara apareció el cuerpo desnudo, de pechos perfectos flotando ante mi.
Se situó frente al cristal y con un gesto muy lento de su mano me indicó que me acercara al tiempo que sus labios articularon un húmedo
-‘’Ven…’’
Apoyó las palmas de las manos en el cristal y entre ellas posó también su boca en un inequívoco beso.
Sin pensar hice lo mismo. Necesitaba besar aquellos labios, tocar las yemas de sus dedos, aunque fuese tras la fría capa de vídrio.
Apoyé mis manos, cada uno de mis dedos en el correspondiente de los suyos y empecé a notar un calor intenso.
Cerré los ojos y una excitación sin precedentes se apoderó de todo mi cuerpo.
Acerqué los labios. Casi rozaba ya el cristal.
Sabía que notaría el frío, que no sería real, pero aquellos labios me atraían como un imán.
Al entrar en contacto con los suyos había perdido la noción del tiempo, del ruido, del lugar.
Sólo existía ella.
Entreabrí un poco los labios y soñé con saborearla. Y en ese momento sus labios poseyeron los míos, su lengua invadió mi boca, recorrió mis dientes. Tenía un agradable sabor salado.
No era un frío cristal, era una boca ardiente que me atrapaba, que me robaba el aire, que me poseía. Violando mi respiración, atrapando mis lengua, perforando, empapando, susurrandome en un idioma que sólo ella entendía.
No sé si duró minutos u horas, pero cuando soltó mis labios, me regaló una maravillosa sonrisa y con una grácil ondulación de su cola desapareció nadando hacia lo más profundo del acuario.
Marina apareció corriendo medio sofocada.
Siento llegar tarde, pero te compensaré porque he encontrado un sitio perfecto para cenar. Es una taberna llamada Pez Tortilla.
No podía haber encontrado un nombre más apropiado para mi erótico momento acuático y a ver cómo le explicaba yo el motivo de mi erección…

  • Agradecimiento a Mía por sus relatos eroticos..

“Te diría que lo vi venir, que sabía lo que traería ese mensajero cuando llamó a mi puerta…pero te mentiría. Nada me hacía esperar ese “envío”.
Esa tarde llovía, como cada una de las tarde de esa semana. La melancolía envolvía el ambiente. Melancolía y algo más….mmmm. Sóla en casa las horas pasaban, llevaba días sin salir de casa. Era un continuo ciclo de casa al trabajo, del trabajo a casa…solo los breves momentos que él me dedicaba me sacaban del tedio…y de qué manera! Esa tarde le necesitaba, necesitaba sus palabras, sus caricias, su cuerpo, sus besos.
🌷-Hola, chiquillo

✨-Hola, preciosa. Qué tal tu día?

🌷- Un poco de todo, un poco de nada. Te echo de menos. Qué tal tu jornada?

✨-Cansado, pero preparándome para salir. Voy a darme una ducha…me acompañas? 😉

🌷-Mmmmmm….Me dejarás frotarte?

✨-Te dejaré hacer conmigo lo que quieras. Te deseo, chiquilla

🌷-Después tendré que frotarme yo contra tu cuerpo.

✨-Uhmmmmm, me estás excitando mi niña.

🌷-Mis labios serán la esponja que recorra tu cuerpo y mis manos el agua que te bañe.

✨-Como te deseo. Quiero que tu olor me perfume.

🌷-Mi lengua recorrerá tu sexo para que mis labios lo abriguen después….fuerte y lento.

✨-Wow, mi niña, me excitas con solo dos palabras…

🌷-Estoy en ti…y quiero que estés en mi.

✨-Estás siempre en mi, cielo.

🌷-De rodillas, frente a ti, mientras el agua cae. Déjame libar tu miel.

✨-Me gusta verte a mis pies, mientras me abrazan tus labios. No hay mayor placer.

🌷-Te quiero completamente dentro, todo tu, todo en mi.

✨-Mis caderas se balancean para dártelo todo, mi amor. Pero para, no quiero que esto termine aún. No quiero darte mi miel hasta no haber estado dentro de ti. Sube, mírame a los ojos, bésame….y déjame hacer.

🌷-Mmmmmmmm….soy tuya, niño.

✨-Te cojo en volandas mientras me besas. Mi pájaro encuentra su nido dentro de ti con facilidad. Uhmmmmmm….como me abrazas.

🌷-Me aprieto contra ti, me aferro a tu cuello mientras tú marcas el ritmo…..oohhhhh. El placer me inunda.

✨-Primero quiero hacerte el amor. Deseo sentirte lenta y profundamente. Deseo amarte como nadie antes lo hizo.

🌷-Mmmmmmmm……succiona mis pechos, mi niño…..me excita tanto cuando lo haces.

✨-Qué placer, mi niña. Mi pájaro ya no es tal….ahora es un toro que quiere embestirte con furia.

🌷-Hazlo, por favor. Sé mi ariete si lo deseas. Derríbame

✨-Sí, sí, síiiiiii. Siénteme como yo te siento. Azótame, espoléame.

🌷-Lo hago y te aceleras. Cada vez más fuerte, cada vez más rápido….no aguantaré mucho más, mi amor.

✨-No lo hagas, ya estoy a punto para ti….Despeguemos juntos, mi vida!!!

🌷-Siiiiiiiiiii….tu piel golpea mi perla escondida mientras me embistes…..mmmmm….no puedo contener el placer que hay en mi….mi manantial quiere desbordarse.

✨-AAAArrrrrgggg, mi amor, déjame inundarte no aguanto ni un segundo más.

🌷-Hazlo, por favor, hazlo yaaaa!!!

✨-Ooooohhhhhhhh!!!

🌷-Uuuuuuhhhhhhh!!!

✨-…………

🌷-…………

🌷-Gracias, mi vida. Te necesitaba hoy y no sabía cómo decírtelo.

✨-Gracias a ti. Siempre a ti.

🌷-Corre o llegarás tarde a tu cita.

✨-Uuuiisssss, sí, mi cita. Tengo que dejarte cielo. Hablaremos luego.

 

Allí me quedé, exhausta y húmeda en mi cama, con el móvil en mi mano…y feliz. En verdad ese chico me hacía feliz. Me hacía volar y sentir que todo era posible…aun sin estar junto a mi. Claro que cuando estábamos juntos era aún mejor. Pero nunca antes una ausencia me llenó tanto, unas palabras me hicieron sentir tanto….. Los minutos pasaban y yo no cambiaba de posición…realmente estaba agotada de placer.

Hasta que el telefonillo me sacó del trance.

🌷-Sí?

✉️-Mensajeeerooo!!! Tengo un paquete para usted.

🌷-Suba. – Presioné el botón dándole entrada y preguntándome de qué se trataría.

Sóno el segundo timbre, el de la puerta. Abrí y……Siiiiii, allí estaba él….era real y estaba frente a mi ahora.

Dio un paso hacia a mi empujándome hacia dentro, mientras sus labios me besaban y cerraba la puerta tras de sí. Mis atónitos labios solo pudieron recibirle y sonreír mientras él soltaba un “Sorpreeeesaaa….Al final no he tenido tiempo de ducharme” – Me dijo con una sonrisa picarona.

🌷-Ven, mi vida, acompáñame arriba. El agua está caliente. – Respondí sonriéndole.

Y entonces toda nuestra conversación anterior cobró vida y …el agua corrió de nuevo

Anuncios

3 pensamientos en “Colaboraciones Especiales

  1. Pingback: Racó de Paco | Placer Oral

  2. Pingback: Tepic | Placer Oral

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s