Charlie Champagne

🎵🎵🎵 

Hola. Cómo estás?…¿si?… ¿Lo dices en serio?

¿Sigues buscando un Príncipe azul?

Niégalo si quieres…

Pero, es cierto.

Te miro y no salgo de mi asombro. 
Eres como en un Corvette Rojo…

Podría presumir conduciéndote. 

Haciéndote rugir al desbocar tus caballos. 

Podría exhibir tu belleza haciéndote correr por carreteras muy intimas. 

Podrías disfrutar de tu potencia….

Pero vas con el freno echado. 

Línea elegante, muchos caballos para disfrutar…
¿Recuerdas el momento en que nos conocimos?

¿Crees que fue bonito? No has visto nada todavía.

Al igual que una abeja a un poco de miel

Una polilla a la llama

Te haría adicta al placer…

Y te mentiré… Diré…

Tienes una adicción y yo tengo la culpa.

No lo vi venir porque no dijiste nada. 

Es cierto… Cuando caíste sobre mi pecho dijiste “wow”

🎵Se le puede llamar “placer”… Tu lo llamaste…wow🎵

🎵Se le puede llamar “éxtasis”… Tu dijiste…wow🎵

🎵Se le puede llamar “orgasmo”… Tu suspiraste…wow🎵

¿Que me has hecho? Preguntaban tus ojos…

Lo siento. No se lo que me pasó.

Tan solo he buscado tu placer para encontrar el mío.

Tan solo te he amado mientras acariciaba tus caballos.

Solo…solo los he espoleado a todos a la vez. 
Dicen que el ciclo de la luna afecta el movimiento del mar…

¿Ves de lo que eres capaz soltando freno y liberando lastre?
Suéltalo y disfruta de lo que te gusta… Adicta al placer… 

🎵🎵🎵

Al igual que una abeja a un poco de miel

Una polilla a la llama.

Adicta al placer…

💋💋💋
Dame un minuto.

A ver si podemos conducir juntos.

Nunca has estado realmente fuera de control. Pero lo estaras. Y dirás Wow…

Si….Te llevare a todo gas… Disney a hecho mucho daño Princesa.

Si…Te llevare a todo gas… 50 sombras… Aún más.

Te llevare donde no has estado nunca… Suelta el freno y déjate llevar.

De verdad,… allí estarás mucho mejor.

Allí, donde puedas ser tu misma…y decir Wow…
Ya te veo brillar…
Tal vez sean tus ojos, tu mirada. Luciendo como … 

Uhmmm… Parece que quieres ir a alguna parte.

¿Quieres ir a alguna parte?

…allí te llevare… Para que caigas en mi pecho y digas…

Eres como un Hada llena de fuego. 

Quien consiga liberarlo se quemara en tu deseo…

🎵Wow…Wow…Wow..🎵

Como un Corvette rojo…por la carretera del placer…

Hagámoslo niña… Hagámoslo ahora. Esta noche. ⛔️

No hay luna llena. La llenaremos nosotros. 

La incendiaremos y Wow…solo dirás…Wow…

🎵🎵🎵

Podía haber sido verdad y de hecho lo fue aunque me lo esté inventando.

 
Aparcamos el Corvette en la calle Segovia, en Madrid.

Tras parar el motor y poner el freno de mano, nos encaminamos a disfrutar una cena de reencuentro tras dejar la Luna en sus aposentos. 

De los posibles restaurantes, elegimos “Charlie Champagne”

Un sitio que puede pasar desapercibido por su toldo que además de ocultar la fachada, hace que parezca una tienda de BDSM. 

Una vez dentro la cosa cambia. 

Es acogedor y bien iluminado. El cheff va vestido de cheff y el camarero de camarero. 

Así debería ser siempre, pero en Madrid no lo es. A veces cuesta distinguir a los camareros del resto de comensales. 

Para beber nos sugirieron Champagne pero esta no era una cena romántica y además nos apetecía agua aunque no era una noche muy calurosa. 

 Tardamos un poco en decidirnos sobre que pedir porque la carta estaba escrita en un formato de letra un tanto gótica. Difícil de leer. Pero uffff había atún. 

La puesta en escena del plato es mejorable, aunque no se si fue culpa del Cheff o del camarero que lo despeino de camino a la mesa. La foto la hice antes de cortar y darle unas mechas. Una vez peinado el plato estaba listo para exposición, pero no hice mas fotos por que mis manos fueron más lentas que mi paladar.

Un plato jugoso pero sin grades aspavientos.

“Tataki de atún rojo con ajo blanco, aceitunas negras y sésamo tostado.”

  

El camarero insistió en que probáramos las croquetas y así hicimos. 

La conversación con mi bella anfitriona era tan intensa que no recuerdo muy bien su sabor. 

Tampoco el de ella. No lo probé. 

Menos mal que pagaba ella. 

  

El Ceviche de pulpo con langostinos con ensalada de algas wakame fue el plato final. 

Bastante mejor al paladar que a la vista. 

Creo que Charlie Champagne es un sitio bastante bueno para cenar, pero tal vez no elegimos bien los platos. 

En la mesa de al lado había dos parejas cenando que decían ser críticos gastronómicos y estaban encantados. 

O tal vez me he vuelto muy exigente y selectivo…

Lo mejor es que vayáis a conocerlo y saquéis vuestras propias conclusiones. 

 

Un lugar pese a todo, recomendable. 

Charlie Champagne en Tripadvisor click aquí 

Los “me gusta” y “compartir”ayuda más de lo que imaginas y los comentarios me permiten saber tu opinión respecto a lo que hago.

Además, si te ha gustado, puedes seguirme para que WordPress te notifique en cuanto subo algo (aproximadamente un post a la semana)

Todas las fotografías por Rosaluma excepto donde lo indique

© 2015 Rosaluma todos los derechos  reservados 

Anuncios